¿Cómo calcular los intereses de un préstamo?

Cuando pides dinero prestado el prestamista espera que, además de devolver el capital dentro del plazo de tiempo acordado, pagues una comisión en forma de intereses por el servicio prestado. 

Los intereses son una de los sistemas con los que prestamistas y bancos obtienen beneficios. En este post te explicamos cómo funcionan los intereses de un préstamo y cómo calcularlos.


¿Qué es el interés de un préstamo?

El interés es el precio que pagas por pedir dinero prestado a otra persona. Por ejemplo, imagina que pides un préstamo personal de 30.000 euros a devolver a cinco años, pero que acabas pagando al prestamista un total de casi 33.000 euros al final de los cinco años. Esos 3.000 euros adicionales son los intereses.

Quizás te interese: qué es una línea de crédito y en qué se diferencia con un préstamo

A medida que vas devolviendo el préstamo, parte de cada cuota se destina a la cantidad que pediste prestada (que se denomina capital) y parte se destina a los costes de los intereses. La cuantía de los intereses que cobra el prestamista viene determinada por aspectos como el historial crediticio que presentes (el riesgo), los ingresos de los que dispongas, el importe del préstamo (a más dinero más intereses) y los plazos del mismo (a más plazos más intereses).


Cómo calcular los intereses del préstamo

Intereses de un préstamo
Cómo calcular los intereses de un préstamo

Para maximizar los beneficios, los prestamistas adoptan diferentes enfoques a la hora de cobrar los intereses. Calcular los intereses del préstamo puede ser difícil, ya que algunos tipos de interés requieren más cálculos. Vamos a ver los dos tipos de interés más comunes. 

Préstamos con interés simple

Si un prestamista utiliza el método de interés simple, es fácil calcular los intereses del préstamo: sólo necesitas el importe principal del préstamo, el tipo/porcentaje de interés y el número total de meses o años durante los que vas a pagar el préstamo.

Cálculo del interés simple

Puedes calcular el interés total utilizando esta fórmula siguiente:

Importe del préstamo principal x Tipo de interés x Tiempo (años) = Interés efectivo

Por ejemplo, pides un préstamo a cinco años por 30.000 euros y el tipo de interés del préstamo es del 5 por ciento. En este caso la fórmula del interés simple funciona de la siguiente forma:

30.000€ x 0,05 x 5 = 7.500€ de intereses

Nota: el interés simple no es muy habitual, es probable que encuentres un préstamo que trabaje en interés simple si este préstamo es a corto plazo. La forma en que la mayoría de los bancos y prestamistas cobran los intereses es más complicada. Vamos a verla a continuación.

Préstamos con amortización

El 99% de los prestamistas cobran los intereses basándose en un plan o cuadro de amortización, sin importar si se trata de préstamos personales, préstamos personales sin nómina o préstamos de capital privado. La cuota mensual de este tipo de préstamos se mantiene fija y el préstamo se paga a lo largo del tiempo en cuotas iguales, pero la forma en que el prestamista aplica/divide lo que corresponde a capital y lo que corresponde a intereses cambia con el tiempo (de hecho, con cada cuota).

Post relacionado: qué es es la amortización de un préstamo

En los préstamos con amortización, los pagos iniciales suelen tener una gran carga de intereses, lo que significa que sólo una parte menor del dinero que pagas cada mes se destina a devolver la parte de capital del préstamo.

Sin embargo, a medida que pasa el tiempo y se acerca la fecha de extinción del préstamo, la situación cambia. La devolución del capital pasa a ser la parte mayoritaria de la cuota y los intereses son más bien residuales. Vamos a verlo con un cuadro de amortización real.

Capital 4.250€, interés 15%, a devolver en 10 cuotas:

CuotaImporteInteresesCapitalCapital Restante
15001203803.870
25001103903.480
35001004003.080
4500904102.670
5500804202.250
6500704301.820
7500604401.380
850050450930
950040460470
10500304700
Totales5.0007504.250
Cuadro de amortización de ejemplo

Cálculo de los intereses de un préstamo con amortización

A continuación se explica cómo calcular los intereses de un préstamo con amortización, imaginemos un escenario de pagos mensuales para un préstamo a 10 años.

  1. Divide el tipo de interés entre el número de pagos que harás ese año. Si tienes un tipo de interés del 15 por ciento y haces pagos mensuales, dividirías 0,15 entre 12 para obtener 0,0125.
  2. Multiplica ese número por el saldo restante de tu préstamo a la fecha que quieras calcular para saber cuánto pagarás en intereses ese mes. Por ejemplo, si tienes un saldo de capital pendiente de 3.000 euros para el mes que te interesa calcular, los intereses serían de 37,5€ para esa cuota mensual concreta.
  3. Resta ese interés de tu pago mensual para ver cuánto pagarás en capital el primer mes.
  4. Para el mes siguiente, repite el proceso con el nuevo saldo restante de tu préstamo, y continúa repitiendo para cada mes.

Factores que pueden afectar a los intereses que pagas en un préstamo

Intereses a pagar en un préstamo
Un perfil de riesgo saneado ayuda a pagar menos intereses

Hay muchos factores que pueden afectar a los intereses que pagas por un préstamo. 

Importe del préstamo

La cantidad total de dinero que pides prestada (el importe principal del préstamo) influye en gran medida en la cantidad de intereses que pagas al prestamista. Cuanto más dinero pidas prestado, más intereses pagarás.

No pidas prestado más de lo que necesitas. Haz primero números y determina exactamente cuánto dinero requieres realmente.

Porcentaje o tipo de interés

Además del importe del préstamo, el porcentaje o tipo de interés es muy importante a la hora de calcular el coste del préstamo. Las solicitudes con un riesgo más elevado son las que acaban pagando un tipo de interés más alto.

También tendrás que averiguar si tu préstamo tiene un tipo de interés fijo o variable. Si es variable (habitual por ejemplo en las hipotecas), cuidado: los costes de los intereses podrían aumentar a lo largo del préstamo y afectar al coste de la financiación.

Plazo del préstamo

El plazo de un préstamo es el tiempo que tienes para devolver el dinero al prestamista. 

El número de meses o años que se tarda en devolver el dinero prestado puede tener un impacto significativo en los costes de los intereses.

Relacionado: qué es refinanciar un préstamo

Los préstamos con plazos más cortos suelen requerir pagos mensuales más altos, pero también se incurre en menos intereses porque se reduce el plazo de devolución. Los plazos de préstamo más largos pueden reducir la cantidad que tienes que pagar cada mes, pero como estás alargando la devolución, los intereses pagados serán más altos. Dicho de otro modo: a una misma cantidad de dinero y tipo de interés dado, un préstamo más largo será más caro que uno más corto.

Asegúrate de hacer números con antelación: calcula cuánto puedes pagar cada mes sin comprometer tus finanzas personales pero tampoco reduzcas tanto tu cuota que ello cause que el préstamo se alargue mucho en el tiempo. 

Calendario de pagos

La frecuencia de los pagos del préstamo es otro factor a tener en cuenta a la hora de calcular los intereses de un préstamo. 


Cómo conseguir los mejores tipos de interés para préstamos

Cómo pagar menos intereses en un préstamo
¿Cómo pagar menos intereses en un préstamo?

Post relacionado: cómo saber si me conceden un préstamo

Puedes mejorar tus posibilidades de obtener el tipo de interés más bajo en un préstamo de varias maneras.

Presenta un buen perfil de riesgo

Los tipos de interés más competitivos suelen estar disponibles para quienes presentan un perfil de riesgo más bajo. Presenta tanta documentación como puedas demostrando que ya has devuelto préstamos con éxito anteriormente, que tienes contrato de trabajo, una relación de ingresos positiva, extracto de deudas que tienes en vigor procurando que sean las menos posibles…

Post relacionado: cómo cancelar un embargo

Opta por un plazo de amortización más corto

Los mejores tipos de interés siempre van a acompañar a los préstamos de menor plazo. 

Reduce la relación deuda-ingresos

La cantidad de deuda que tienes que pagar cada mes en relación a tus ingresos brutos mensuales se considera casi tan importante como el perfil de riesgo. Esto es especialmente importante por ejemplo, si quieres pedir un préstamo para refinanciar deudas. 

Consejos finales

Averiguar el verdadero coste de los intereses de un préstamo puede parecer difícil al principio, pero si con este post no te ha quedado todavía del todo claro, puedes  utilizar una calculadora financiera online que te ayudará a hacer números.

Y si tienes alguna duda en relación al coste o tipo de interés de alguno de nuestros préstamos, puedes contactar con nosotros sin compromiso y te aclararemos cualquier duda que tengas. 

¿Qué te ha parecido esta información? ¡Puntúala!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Deja una respuesta